El Trailer de las Elecciones.

Faltan casi 40 días para el cierre de listas y ya se comienzan a filtrarse imágenes del tráiler de lo que será la película interactiva electoral (los espectadores, en este caso los votantes, podrán elegir el final entre una serie de opciones) definitiva cuya primera parte se estrenará el domingo 28 de abril.



El peronismo ya tiene para elegir.
En el peronismo, los primeros actores ya están definidos: Omar Perotti y María Eugenia Bielsa; aunque algunos creen que podría haber un tercer actor de reparto en cartelera: el referente de La Cámpora Marcos Cleri.
De todos modos, habida cuenta que ese gran espacio-herramienta electoral (al decir de El General) llamado PJ, contiene en su interior el sub sistema político Unidad Ciudadana cuya líder es Cristina Fernández, y tal vez sea ella misma quien ordene los roles a cumplir de, salvo Perotti, el resto de los participantes, ¿incluida María Eugenia Bielsa?.
Bielsa diseñó su regreso al mundo de la política, después de 6 años de ostracismo, con una puesta en escena interesante: sola, condicionando a Perotti a una “lista de unidad” (caso contrario se tendrá que atener a las consecuencias) e invitando a literalmente “todo el mundo”, desde la derecha hasta la izquierda, sea por adentro del PJ como también los de afuera (Giustiniani, Del Frade, Cavallero, Ciudad Futura, Partido Comunista) a sumarse a ese ecléctico espacio propio denominado Encuentro por Santa Fe. Convengamos que el armado de la ex Vicegobernadora de Obeid es cuanto menos raro: apelará seguramente a un discurso ecuménico y casi anti sistémico, dirigido a captar votos de la clase media independiente; pero a su vez se recostará sobre el voto cautivo de la izquierda, sobremanera rosarina (kirchnerismo dentro del PJ y la variopinta fauna por fuera).
Elisa Carrió se refirió hace unos días al flamante Presidente de Brasil Jair Bolsonaro, y sus comentadas acciones para encarar el delito con el parangón “Biblia es incompatible con armas”. En el caso de Bielsa, captar votos de la clase media independiente es incompatible con la izquierda, que en su vertientes más extremas, o progresista con sus mas y sus menos (que ya interpreta el FPCyS) le podría servir para ganar las primarias, pero difícilmente las generales. A menos que la sociedad santafesina quiera un cambio extremo de paradigma político, social y administrativo.
Para el colmo, de los políticos y estrategas de campaña, en estas elecciones es muy probable que la dicotomía espiritual “pañuelos verdes” versus “pañuelos celestes” juegue un rol preponderante, casi del mismo tenor que el económico.

FPCyS ante un serio dilema: Lifschitz
El FPCyS gobernante quiere, ya no solo ir por cuatro años mas; “tenemos que pensar los próximos doce años”, se envalentonó el candidato Antonio Bonfatti. Para ello, debería anhelar que en el resto de los sectores a competir no haya PASO, pues una compulsa interna en el PJ ó en Cambiemos podría potenciarlos numéricamente rumbo a las generales. O en su defecto mostrar un resultado engañoso, toda vez que estamos convencidos que la sociedad no “partidizada” (perdón por el neologismo) no toma muy en serio las primarias, guardando su verdadero voto para las generales.
Además, en el FPCyS se está implantando un embrión que, de arraigarse, no se sabe cómo evolucionará: Miguel Lifschitz y sus aspiraciones nacionales. ¿Tolerará la sociedad un posible doble status del Gobernador? esto es, Diputado provincial electo encabezando la lista de Antonio Bonfatti el 19 de junio, y una semana más tarde, el 22, inscripto candidato a Vicepresidente del peronista Lavagna?. ¿No sería demasiado hándicap para la oposición?. ¿Cómo lo tomarían los radicales santafesinos socios en el FPCyS, formateados doctrinalmente para no apoyar jamás a un peronista?.
De todos modos, primero habrá que esperar a que el ahora codiciado ex ministro de economía de Duhalde y Néstor Kirchner acepte encabezar una postulación presidencial. El alter ego de Lavagna, y la dramática situación económica a futuro que le pintó a Lifschitz en Cariló, son condicionantes no menores a la hora de definirse para gobernar Argentina a los 76 años de edad.

Cambiemos y la “salida Carrió”.
Finalmente Cambiemos: escribe el distinguido colega rosarino Mauricio Maronna, que además del intendente santafesino José Corral y su hasta ahora firme contrincante Federico Angelini, podría anotarse otra lista encabezada por Lucas Incicco, a quien algunos ligan con la Diputada nacional Lucila Lehmann, y que podría contener una respetable “pata radical” rosarina.
La audiencia que Elisa Carrió le dio al Jefe de Gabinete Marcos Peña en su residencia de Exaltación de la Cruz, además de repasar los candentes temas nacionales sirvió también para abordar la situación de Cambiemos Santa Fe.
Ante las disyuntivas que se presentan, Carrió le habría sugerido a Peña una salida salomónica a la disputa Corral -Angelini que, dicen, el consejero de Macri se habría comprometido a explorar. ¿Un candidato radical de consenso ajeno a los nombrados quizás?.

Inundaciones: cuando la naturaleza pasa la factura.
“La naturaleza es tan sabia que la entendés razonando, o te lo hace entender de esta forma”, razonó el experimentado ingeniero agrónomo y ex Senador oriundo de Villa Minetti Hugo Terré con respecto de las cientos de miles de hectáreas inundadas en el Norte santafesino.
Terré hace añares viene profetizando lo que está ocurriendo: el desmonte para la agriculturización “de minería” (en Santa Fe, Chaco y Santiago del Estero) dañaron de tal manera el ecosistema que ahora es imposible retroceder. Sólo habrá que enfrentar las desastrosas consecuencias.
Otro profesional y activo productor agropecuario de Rafaela, Daniel Costamagna, ex secretario de agricultura de Omar Perotti en la primera gestión de Jorge Obeid, interpeló de manera severa la falta de rotación entre ganadería y agricultura, y puso en tono de debate los excesos de la siembra directa: “hay que volver al cincel y a la rotación animal”, pontificó.
“Hace más de 30 años en el Norte santafesino veías ganadería, bosques nativos, verdeos de invierno, agricultura orientada hacia el sorgo, maíz; hoy la soja le ganó la batalla al resto, transformando la región en una planicie devastadora” ilustró Costamagna, quien agregó que “si rompemos el equilibrio ecológico las consecuencias serán gravísimas”.
Ya estamos en la cuenta regresiva.



shares