Terminaron las vacaciones para los políticos.

Por: Darío H. Schueri

A mediados de Diciembre del año pasado, narrábamos de manera figurativa y en lenguaje “hilarantemente informático” cómo sería el calendario de los políticos.

Hasta las fiestas se pondrían en “modo activo”; luego desde el 24 de diciembre y hasta el 2 de enero entrarían en “modo fiestas”; en el medio, y para no perder la costumbre, adoptarían el “modo pre rosca electoral”. Desde el 2 de enero hasta el 20 ingresarían al “modo vacacional” (con el celular encendido las 24 horas y rooming activo); y a partir del 20 de enero ya retomarían el “modo pre electoral” (a full).

Desde el 1º y hasta el 22 de febrero (cierre de listas), los políticos ingresarán en el estado emocional de ansiedad extrema, casi rayana en la paranoia.

El Thriller de Cambiemos

Escribíamos hace una semana: “la audiencia que Elisa Carrió le dio al Jefe de Gabinete Marcos Peña en su residencia de Exaltación de la Cruz, además de repasar los candentes temas nacionales sirvió también para abordar la situación de Cambiemos Santa Fe.

Ante las disyuntivas que se presentan, Carrió le habría sugerido a Peña una salida salomónica a la disputa Corral -Angelini que, dicen, el consejero de Macri se habría comprometido a explorar. ¿Un candidato radical de consenso ajeno a los nombrados quizás?.

Hoy día, los columnistas políticos aluden a la reunión Carrió - Peña, y el pedido de la indómita Diputada nacional por el actual Embajador Mario Barletta (cuyo nombre no develamos hace una semana por prudencia periodística) para que sea el candidato del consenso del enredado Cambiemos Santa Fe.

Este jueves, durante un almuerzo en Capital Federal, emisarios de José Corral y Federico Angelini - ¿junto a Mario Barletta?- analizaron la situación.

Los enviados de Corral le hicieron saber al resto de los comensales, que el lord mayor de Santa Fe no está dispuesto a ceder, bajo ningún concepto, en su decisión de ser precandidato a Gobernador. Con o sin PASO, jugare o no jugare Mario Barletta; “y si Angelini tiene tanta vocación de dar un paso al costado (si jugare Barletta) que se baje él entonces”, entonó Corral.

Naturalmente que esta situación no deja de ser embarazosa para el gobierno nacional, en uno de los distritos electorales más importantes (junto a Córdoba y Mendoza después de Buenos Aires), pero todo parecería indicar que la “Casa Rosada” dejaría que las cuitas de los santafesinos la diriman los santafesinos.

La utilidad de las PASO, en debate.

¿Para qué se crearon las PASO si todos buscan “listas de unidad” para soslayarlas?. ¿Cuántos millones de pesos les -nos-  costará a los santafesinos las internas abiertas para qué ninguno quiera jugar?, se preguntan muchos.

De todos modos, no sería tan lineal el razonamiento habida cuenta que, hasta ahora con excepción de la categoría Gobernador (y seguramente en muchas Comunas, 40 % en el 2017), en el resto habrá contiendas internas.

Sin ir más lejos, en Rosario para la puja por la intendencia el mismísimo PRO estaría pensando en una PASO entre el – dicen los colegas de aquella ciudad, “desaparecido en acción”-   Roy López Molina y el concejal Gabriel Chumpitaz.

El FPCyS auspicia una interesante interna en aquella ciudad entre Verónica Irizar del PS y Pablo Javkyn (ex C.C ahora CREO). Y lo más probable que el peronismo no se conforme con Roberto Sukerman cómo único exponente para llegar al Palacio de los Leones.

 ¿Por qué temen ir a PASO para Gobernador?

María Eugenia Bielsa quiere que Perotti decline su candidatura en pos de ser su Vice; José Corral le pide lo mismo a Federico Angelini. Y el FPCyS ya decidió que Antonio Bonfatti sea el único pre candidato a Gobernador.

De todos modos, las perspectivas preanuncian que en el peronismo habrá internas. Omar Perotti y María Eugenia Bielsa serían sus principales animadores, queriendo terciar en la disputa -para beneficio político de Perotti - el actual Diputado nacional Marcos Cleri.

Cambiemos – tal como prevemos – tendrá su atractiva PASO entre José Corral y Federico Angelini (quiere intervenir en la discusión también el actual Diputado nacional PRO Lucas Incicco, dicen que auspiciado también por Elisa Carrió).

Si el PJ y Cambiemos tuvieren sus PASO, quedaría afuera de las primarias de manera activa el FPCyS, llevando a sus partidarios a un esfuerzo adicional, para entusiasmar a la ciudadanía a votar por un candidato – Bonfatti – que no competiría. En las dos compulsas inmediatas, Antonio Bonfatti y Miguel Lifschitz rivalizaron en PASO, precisamente contra Mario Barletta.

De allí que Miguel Lifschitz lamente no haber podido convencer a sus socios radicales NEO para encarar una interna con Antonio Bonfatti.

Los vericuetos de esas negociaciones supimos contarla en esta columna: los radicales tenían a disposición al Ministro de Seguridad Maximiliano Pullaro, pero con la condición de que el propio Lifschitz encabezare su lista de Diputados. Al decir del argot abogadil, condición de imposible cumplimiento por parte del Gobernador.

Hoy las retomadas conversaciones pasan por el compañero/a de fórmula de Bonfatti, para lo cual hay tres pre anotados: los “históricos” Felipe Michlig (senador por San Cristóbal), Victoria Tejeda (diputada provincial oriunda de Coronda) y ahora Lisandro Enrico (senador por Gral López) que se suma a la lista. “¿Y si convencemos a Lisandro (Enrico) para una PASO”?, se preguntaron en los cenáculos frentistas: “que hubiere PASO era una buena estrategia, pero ahora es un poco tarde”, reflexionó el senador sureño.

Diputados: la puja por las – escasas – bancas restantes.

Para la categoría Diputados la cosa es diametralmente opuesta toda vez que, por ejemplo en el peronismo, podrían anotarse no menos de media docena de listas para sentar aspirantes en las probables 10 bancas que obtenga el sector si, como evalúan los expertos en numerología, Miguel Lifschitz encabezare la grilla del FPCyS y obtuviera los constitucionales 28 diputados.

Lo mismo sucedería en Cambiemos; con o sin lista de unidad para Gobernador, nadie querría quedar afuera de la Cámara Baja. Ni los actuales que desean la reelección,  como tampoco los entusiastas por sentarse en esos aposentos.

Ni tan ricos ni tan pobres

Recientemente el INDEC dio a conocer la distribución del ingreso del segundo trimestre del 2018 en el Gran Santa Fe, del 10 % más pobre al 10 % más rico.

Consultado por nuestro Diario, el analista económico y Secretario de Finanzas de la Provincia Pablo Olivares colige que la familia "mediana", la que se encuentra en la línea que divide la mitad más rica y la mitad más pobre, tiene ingresos totales (de todos los integrantes) de entre $20.000 y $ 25.000 por mes.

De esta manera, con $30.000 pesos por mes una familia en Santa Fe estaría – estadísticamente- dentro del 30% del estrato más “rico” de la sociedad, lo cual configura, según Olivares, un escenario de "elites inseguras" por sus ingresos.

Un interesante análisis que profundizaremos, no solo por sus implicancias socio económicas sino, porque no, electorales.



shares